LA PINACOTECA- EL TALENTO DEL ARTISTA REFLEJADO EN EL LIENZO
¿Quieres reaccionar a este mensaje? Regístrate en el foro con unos pocos clics o inicia sesión para continuar.

Embarque a Cythera-Watteau

Ir abajo

Embarque a Cythera-Watteau Empty Embarque a Cythera-Watteau

Mensaje por EURIDICE CANOVA el Lun Dic 12, 2011 9:59 am

Embarque a Cythera-Watteau Wattaeu_rococo


    Embarque a Cythera

    Embarque a Cythera o Peregrinación a la isla de Citera
    Autor: Jean-Antoine Watteau,
    Fecha:1718
    Características:130 x 192 cm.
    Material:Oleo sobre lienzo
    Estilo:Barroco Francés
    Museo del Louvre


    El “Embarque a Cythera” es la obra emblemática de Watteau, del rococó francés.
    La composición se lee de derecha a izquierda, desde la escultura de la derecha hacia la popa del barco, a través de la diagonal formada por varias parejas en distintas actitudes amorosas que ocupan el primer plano y se dirigen hacia una barca sobre la que dos pilotos se preparan para marchar.

    Watteau estableció un cierto equilibrio dentro del cuadro, distribuyendo adecuadamente sus distintos elementos. Por un lado pudo compensar el desequilibrio creado por las líneas verticales de los árboles y el eje de la estatua. Es admirable la rítmica estructura de la pintura, con un sutil sentido de continuidad entre los grupos de figuras.

    Watteau pintó con pinceladas rápidas y vibrantes, sin precisión en las líneas. Los colores son bellos, predominando los cálidos dorados y rosas, que están acompañados del verde o el azul. Mediante contrastes y gradaciones de luz representa los rayos del sol que señalan el final del día.
    Esa claridad descendente le añade misterio al cuadro, pues confunde en cuanto a que no se sabe si han emprendido ya la peregrinación o no.
    No se puede determinar si las personas acaban de llegar a la isla o si, por el contrario, se preparan para abandonarla, a su pesar.
    Aún está sin responder la pregunta de si los amantes van a marchar a Citera o si regresan ahora de la isla del amor.

    La primera pareja es captada en el instante en que el galán intenta convencer a la mujer para que le acompañe. Ella se niega.
    La mujer de la siguiente pareja ya se levanta ayudada.
    La tercera va andando y ella vuelve la vista hacia atrás como si no estuviera segura de su decisión.
    Las demás parejas ya se dirigen hacia el barco, donde aparece la rocalla típica del Rococó.
    Rápido de ejecución, como se puede ver en la parte izquierda del cielo, hecho con una capa de pintura muy delgada que deja ver la preparación blanca, se distinguen unas construcciones en las montañas de la izquierda y numerosos arrepentimientos, sobre todo en los putti que caminan entre los peregrinos.


    Watteau pinta los árboles con toques leves de pintura muy cargada de barniz y poca pasta, en una gama muy amplia de amarillos, ocres, verdes y marrones, contra un cielo de azul claro y toques de color más fuertes y cálidos en los tres grupos más próximos a nosotros, constatando las calidades del terciopelo con los rasos y las sedas vecinas y partiendo de la primera mancha blanca de la mujer sentada, por la que entramos en el cuadro. La pincelada es rápida, atrevida, abocetada simplemente en los grupos más lejanos. Watteau toca con el pincel mojado en rosa los perfiles de los dedos, sombras en rostros, arrugas, rodillas... y con blanco en puntos que quiere iluminar o aclarar

    El paisaje es ideal, con grandes árboles que dominan todo el segundo plano. El lado izquierdo está dominado por el azul del mar y del cielo y el rosado de las montañas lejanas. Este misterioso paisaje neblinoso en la distancia recuerda los paisajes de Rubens y Leonardo da Vinci.

    Las figuras son pequeñas, pero están minuciosamente tratadas, prestando especial atención a los efectos de luz sobre los ropajes que visten. Hay en ellos elementos alusivos a una peregrinación: sombreros, cayados y capas de peregrinos.


    Hay en la obra numerosos símbolos mitológicos, como la estatua de piedra que representa a Venus, diosa del amor, o la popa de la barca, en forma de concha. Hay otras citas mitológicas, como los amorcillos suspendidos en el aire y está el sileno, compañero de Baco..

    Se alude de manera simbólica al erotismo o amor carnal. Así, la barquilla tiene forma de cama, las parejas enlazadas evocan el amor que se interpreta como un viaje de los personajes a la isla de Citera, un peregrinaje hacia la isla de los placeres y del amor.
    Isla en que nace Venus de la espuma del mar.

    Los personajes representados van a iniciar una peregrinación a esta isla en busca del amor. Watteau ha procedido a la mezcla de la realidad con la fantasía. Lo real es la costumbre noble de irse a casas de campo a merendar o pasear en barca, la fantasía es la inclusión del elemento mitológico. Aunque aparecen varias parejas, todas representan la misma. Watteau ha pintado los momentos sucesivos del pensamiento de la mujer ante la invitación del enamorado:

    . Se conservan casi veinte dibujos relacionados con esta obra y, como en todos los cuadros importantes, se han señalado muchas fuentes, tanto en la idea como en la forma, flamencas,El embarque de Jordaensy El jardín del amor de Rubens, e italianas ¿Leonardo y Veronés-, además de otras francesas de menor relieve.

EURIDICE CANOVA
EURIDICE CANOVA
Admin

Mensajes : 536
Fecha de inscripción : 06/05/2011

http://lapinacoteca.foroactivo.com

Volver arriba Ir abajo

Embarque a Cythera-Watteau Empty Re: Embarque a Cythera-Watteau

Mensaje por EURIDICE CANOVA el Lun Ago 20, 2012 11:27 pm

EURIDICE CANOVA
EURIDICE CANOVA
Admin

Mensajes : 536
Fecha de inscripción : 06/05/2011

http://lapinacoteca.foroactivo.com

Volver arriba Ir abajo

Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.